SOBRE MI

Descubrí el origami cuando era una niña, lo hice mi trabajo cuando me redescubrí, me empecé amar y a elegirme.

Era por el 2010, soy Licenciada en Dis. De la comunicación visual, y en ese entonces trabajaba en un estudio de diseño de GRANDES MARCAS, era la envidia de muchos, aunque lloraba todos los domingos porque el lunes había que volver. Mucha responsabilidad por un sueldo mínimo.

En ese contexto, tuve una gran ruptura amorosa, de esas que te aniquilan el alma. Eso… más un trabajo sufrido hizo que fuera el momento adecuado para entregarme a los pliegues, porque sin dudas plegar sana.

Perdida, empecé a redescubrirme, a darme cuenta lo que amaba hacer, mi pasión, ahí comenzó Malula, pero no quise que sea desde la tristeza y el dolor, por eso decidí que malula sería color y alegría siempre.

Por que el origami sin dudas todo lo borra, y como me gusta decir: entre pliegue y pliegue sana el alma y me sanó.

En mi emprendimiento hice muchas cosas y pasaron muchas cosas, plegue y vendí, llegue a decorar montones de vidrieras, como para Agatha Ruiz de la Prada o plegar para Kenzo, diseñe para el Papa Francisco un hermoso pesebre y en recompensa me hizo llegar unas postales en puño y letra con un rezo por mis manos.

Diseñé mis propios papeles y los llegue a distribuir por todo el país en muchas librerías.

Enseñé en el jardín Japones y hasta fui asistente en un taller master de Tomoko Fuse (sensei de origami, la más grande en origami que hay =) ) y en el 2016 di mi primer curso online.

Abrí mi taller en Buenos Aires (siendo santafesina toda una odisea), pero también me inundé, perdí mucho pero mucho económico y también ese mismo mes falleció mi compañera de trabajo, mi luz se apagó un poquito.  Pero el origami, sana.

Y ahí, casi por “arte de magia” los puntos se unieron, volví a mi ciudad y con la pandemia entendí como toda mi experiencia y habilidades estaban para hacer algo que me apasionara y donde podía generar un impacto mucho mayor.

 ¡Y así llegue donde estoy hoy!

Hoy soy especialista en la enseñanza de origami y creadora de mis propias piezas, diseño material didáctico para que tengas todos los recursos para aprender. Soy una mujer alegre, generosa y soñadora. Las personas que me conocen saben de mi paciencia, mi ser autentico, lo que disfruto hablar y escuchar, y que amo ayudar a las personas de mi alrededor.

Por eso estoy aquí con mi propósito. Ayudar a mujeres, como vos, ayudarte a distraerte de todos los problemas, a encontrar tu paz del día a día, a conectarte con vos misma a través de cada pliegue, de cada nuevo desafío de plegado, hacerte sentir feliz porque pudiste plegar esa pieza que te habías propuesto.

Donde podía usar no solo mi experiencia, sino además tres de mis poderes mágicos:

  1. Mi cantidad de años enseñando, me hacen describir los movimientos de una manera clara.
  2. Mi paciencia para enseñar una y otra vez no lo mismo, sino de distintas maneras para que se entienda.
  3. Mi capacidad de ver en tu pieza llamada “mocha” por vos, en algo maravilloso, en ver todo tu potencial.

Hoy le enseño a mujeres increíbles con ganas de aprender, donde la palabra frustración no existe, porque saben que pueden, porque tienen ganas, el tiempo y la pasión para lograr piezas hermosas. Por lo menos a mis ojos jaja aunque para ustedes quedaron medias “mochas”.

¡Abrazos y dulces pliegues!

Gracias por leer y conocerme =)

Rosi

BOLSA DE COMPRAS
Aún no agregaste productos.
Seguir viendo
×